Olivia y Cloe | Frida Kahlo, compleja, alegre y salvaje: inspiración para tocados
22455
post-template-default,single,single-post,postid-22455,single-format-gallery,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-3.7,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive
 

Frida Kahlo, compleja, alegre y salvaje: inspiración para tocados

Frida Kahlo, compleja, alegre y salvaje: inspiración para tocados

Es por su gran carisma, por lo que en la mayor parte de nuestro tocados plasmamos parte de su colorido, de su espíritu. Mujer libre, mujer fuerte. Pero primero, pongamos banda sonora a la figura icónica de Frida Kahlo. “La llorona” de Chavela Vargas, una artista con la que compartió amistad e, incluso, se rumorea que romance. Pero no nos dejemos llevar por las habladurías, hubo muchas alrededor de la mexicana a quien se le relacionó sentimentalmente con el revolucionario León Trotski o Jaqueline Lamba, la novia del líder del Surrealismo, André Bretón. Éste dijo de ella que bien podría ser una artista representante del movimiento onírico, una afirmación que Frida corrió a desmentir: “Nunca pinto mis sueños, sino mi propia realidad”.

Podría parecer mentira que detrás de los salvajes colores y la explosión de flores del mundo de Frida Kahlo hubiera toneladas de sufrimiento, ¿verdad? La pintora mexicana contaba con un mundo complejo, lleno de dolor y con unas lesiones físicas que, sin embargo, no frenaron jamás su creación. “Pies para que los quiero, si tengo alas para volar”, decía la mexicana.

banner01

Con 6 años contrae poliomelitis que le deja una pierna más delgada que la otra, el inicio de una serie de dolencias que siempre llegan a la superación. La tragedia afecta a su obra, pero no a su colorista obra y aspecto físico.  Libre e incomprendida por sus contemporáneos, contaba con una alegría natural que no dejaba empañar por los dolores que solía aliñar con morfina, analgésicos y alcohol.

Pero la tragedia no quedó en su enfermedad de la niñez. De adolescente sufrió un accidente de autobús quedando físicamente muy dañada, tuvo que someterse a más de 30 operaciones a lo largo de su vida que no dejaron de atormentarla, pues de aquellas lesiones quedaría infértil para siempre. Un tormento permanente.

Su aspecto, mucho más que moda

De ideología comunista amó libremente a Diego Rivera, su maestro admirado, también comunista, con quien se casó en traje tradicional mexicano por petición de él. De hecho fue Rivera quien armó la imagen de marca de su mujer tal como la conocemos hoy. La unión entre el elefante y la paloma, solían decir, Frida era pequeña y menuda mientras Rivera era altísimo y rozando la obesidad.

Para Frida el arreglarse de manera indígena no era una moda, era una manera de ser y de expresarse. Para la artista era casi un ritual el ponerse los grandes tocados de flores, trenzas arremolinadas con sedas y majestuosas joyas precolombinas. Un rostro de dentadura perfecta atravesado de manera horizontal por su única ceja, su  marca junto a las flores.

Sentía indiferencia ante las modas dictadas que seguían sus contemporáneas, no se dejaba arrastrar por los mandatos fashion, de ninguna manera. A pesar de su dejación por el mundo de la moda, muchos han sido los diseñadores y firmas que se han inspirado en el imaginario y la iconografía de Frida Kahlo para presentar sus colecciones.

Kenzo, Missoni, Valentino o Moschino. Quizá han sido éstos últimos los más fieles a los símbolos de Kahlo: las trenzas, los volantes y los tocados elaborados en flores. La firma italiana siempre tan divertida y tan atrevida es una de las que mejor representó cómo podría haber sido el armario de la artista.

Recientemente Susana Martínez Vidal ha publicado un libro sobre la princesa azteca con el título de “Frida Kahlo: La moda como el arte de ser” (Assouline, 2016). Una publicación en la que se analiza la figura de Kahlo como uno de los iconos más influyentes en la moda, dice Martínez Vidal que tenía algo de Kate Moss, algo de “Lady Gaga y algo de Chanel”. En España también ha habido creadoras, como Maya Hansen que han hecho colecciones donde se atisba perfectamente la influjo de la artista feminista.

Frida en la fotografía y el cine

En Málaga actualmente hay una exposición bajo el nombre de “Frida Kahlo, fotografías de Leo Matiz en La Casa Azul” con unas imágenes inéditas en España que se pueden ver en La Térmica. Unas instantáneas donde se muestra a Frida en la intimidad de su hogar, unas imágenes cargadas de sencillez que siguen destilando gran personalidad.

En el cine, la vida de la artista que vivía en La Casa Azul fue llevada a la gran pantalla por Julie Taymor y fue protagonizada por Salma Hayek. Una cinta que tuvo críticas de todos los colores pero que tenía una caracterización perfecta y muy conseguida. Incluso tuvimos la oportunidad de ver a Hayek cantando música méxicana.

Frida con la música

Madonna es una gran admiradora de la pequeña paloma, es más, tiene una colección bastante interesante de sus obras aunque nunca hemos podido ver a la reina del pop caracterizada como la mexicana. “Soy una gran fan de Frida Kahlo. Lo fui desde que era niña y compré un autorretrato de ella en un momento en el que era bastante asequible, cuando la gente no sabía quién era”, decía en un programa de radio.

Claramente Frida ha tenido gran influencia en la estética de grandes cantantes como es el caso de Lana del Rey. La estadounidense ha hecho suyo el aspecto de la artista plástica desde el comienzo de su carrera, ha sabido hacer suya una tendencia que puso Frida, sin quererlo, a mediados del siglo pasado. O la hipnotizante Beyoncé que para una fiesta de disfraces de Halloween hace unos años dejó a todo el mundo sorprendido con su disfraz de la esposa del muralista Diego Rivera.

Sin duda, Frida Kahlo sigue teniendo una gran fuerza, personalidad y sentido del humor. Unos ingredientes que no fallan en una mujer que ha sido, es y será un referente de originalidad y estilo. Kahlo fallecía en 1954 no sin antes ver una gran exposición monográfica un año antes a la que tuvo que asistir en una cama de hospital. No se iba a perder su muestra por nada del mundo en la Galería de Arte Contemporáneo ,no tenía miedo a la muerte:”Espero alegre la salida y espero no volver jamás”.

Mexico-City-Museo-Frida-Kahlo-Viva-la-Vida-Coyoacan-1954

Frida, no deja indiferente a nadie, y para Olivia&Cloe, es nuestra fuente de inspiración, y todas nuestras coronas llevan instrísecas parte del alma y  de ese amor por las flores y el color. Por eso si estás buscando una corona de flores con fuerza, color, viveza, alegría y belleza, en nuestro taller tenemos lo que estás buscando. Pídenos una CITA

No Comments

Post a Comment